En el corazón de Salamanca

en un edificio centenario con encanto

Nuestro restaurante está ubicado en el corazón del centro histórico de Salamanca, muy cerca de la majestuosa Plaza Mayor, justo al lado. Nuestra casa se encuentra en un edificio centenario que anteriormente fue un anticuario.

En 2001 abrimos nuestras puertas. Desde entonces hemos mantenido el mismo espíritu innovador que el primer día, adaptándonos a los tiempos. Y hoy nos sentimos en nuestro mejor momento.

Al entrar tendrás que subir algunas escaleras, pero te aseguramos que cada paso vale la pena. Como en la famosa película de Billy Wilder, «La tentación vive arriba» y aquí encontrarás una experiencia gastronómica irresistible.

El Pecado está cuidadosamente decorado con un estilo original y único que te trasladará a los bistrós más románticos y encantadores de otras ciudades del mundo. Cada detalle ha sido pensado para brindarte la mejor experiencia. Te sentirás relajado mientras disfrutas de nuestra exquisita cocina.

No importa la ocasión, cualquier momento es una buena excusa para visitarnos.

¿Celebrando una ocasión especial? ¿Buscando un lugar romántico para una cita? ¿Simplemente deseas disfrutar de una comida deliciosa en un entorno encantador? En nuestro restaurante siempre serás bienvenido.

Previous slide
Next slide

Nuestra Cocina

de Mercado

es

En El Pecado puedes disfrutar de nuestra propuesta gastronómica a través de tres Menús Degustación. También disponemos de una pequeña carta con algunos de los platos de estos menús  y que son perfectos  para compartir y disfrutarlos a tu aire.

El Menú de Mercado es un pequeño menú degustación rico y diferente disponible para disfrutar al mediodía de martes a viernes. 

Los MENÚS DEGUSTACIÓN Pecado y Salamanca están disponibles de martes a viernes y también los fines de semana. En ellos encontrarás el bagaje profesional de nuestro jefe de cocina Juanma Melchor. Sabores y costumbres salamantinas salpicadas con otras cocinas del mundo.

Nuestro equipo de cocina prepara recetas llenas de matices, sabores, aromas y colores con el respeto máximo al producto como hilo conductor.

Los protagonistas de los platos, sus ingredientes, son productos de primera calidad, de cercanía y de agricultura ecológica. Para  ello, contamos con los mejores pescados frescos, las mejores verduras que compramos cada día en el Mercado Central, por supuesto excelente carne de ternera charra y los mejores cortes de cerdo ibérico de Guijuelo.

Buscamos que los aromas y sabores de nuestros platos no pasen desapercibidos y sean un motivo para volver.

Recuperamos y reivindicamos la COCINA con mayúsculas, con fondos, con guisos, cocina artesana con técnicas actuales y un toque diferente. 

Platos que sólo puedes disfrutar en El Pecado.

cocinamos emociones

flor roja
Flor amarilla
Flor morada
flor amarilla

Juanma Melchor

nuestro jefe de cocina

Juanma Melchor, nuestro jefe de cocina, tiene una reconocida trayectoria profesional y un amplio historial de éxitos en otros restaurantes de la ciudad como el añorado El Majuelo dónde triunfó durante años.

Con Juanma al mando de los fogones la experiencia gira en torno a una cocina lenta, compleja, de sabores, de calma, de matices y de artesanía, jugando siempre con ingredientes de primera calidad.

Sus platos se convierten en un conjunto de sabores únicos fundamentados en la mejor materia prima de comercio local y de cercanía. Reinvención de recetas y bocados salmantinos junto con guiños a otras cocinas del mundo que sólo Juanma Melchor con su experiencia sabe dar.

Los vinos de El Pecado

Somos amantes del vino por ello nuestra carta de vinos con 100 referencias todas nacionales merece una mención especial.

Cada vino está seleccionado uno a uno mediante cata por su propietario Luis Miguel Fernández, reconocido sumiller tanto en Salamanca como a nivel nacional.

En El Pecado cocina y vino van de la mano, porque la buena gastronomía siempre es de Pecado.

Decoración vino fondo

RAZÓN Y PASIÓN

La razón es lo que nos lleva a comprar los mejores productos en equilibrio con la pasión que ponemos al cocinarlos

RESERVAR MESA

EL PECADO

Ir al contenido